Publicado el

MENSAJE ENTRANTE. ORIGEN DESCONOCIDO

 

Saludos, ciudadanos de los Mundos Fronterizos de HT Publishers.

No temáis. Somos Rolecat, los gobernantes del Pandominio en vuestro idioma. Somos una confederación intergaláctica venida desde el año 6000 de vuestra era. Hemos utilizado las reglas exclusivas de Hackeo de nuestra ambientación para colarnos en los servidores de HT y poder difundir este mensaje.

Nuestra confederación intergaláctica depende de vosotros. Para ayudarnos a neutralizar la amenaza de los Strozzi, que intentan impedirnos financiar nuestro proyecto en verkami, necesitamos que todos los leales jugadores de Savage Worlds apoyen nuestro mecenazgo.

A cambio os prometemos:

  • Elegantes reglas de ciencia ficción específicas para Savage Worlds.
  • Emocionantes escenarios futuristas.
  • Exóticas razas alienígenas jugables.
  • El mejor sistema de combate y construcción de naves espaciales de cualquier ambientación (en nuestra opinión ¡ejem!).
  • Ambientación adaptada al nuevo reglamento de Savage Worlds Adventure Edition (SWADE) y referenciada a la versión Deluxe.
  • Aventuras exclusivas para los mecenas.

Uníos a nosotros. El futuro del Pandominio podría depender de vosotros.

Publicado el

La muerte de la esperanza

 

Como sabéis, la campaña para financiar High Space, de nuestros amigos de Rolecat, sigue viento en popa y le han pedido a Tiberio que escriba una aventura para el juego.

Tiberio siempre ha sido un amante de la ciencia-ficción y no sabe decirle que no a Savage Worlds (además, la oferta de Rolecat ha sido generosa). Así que se ha puesto a diseñar La muerte de la esperanza, una aventura en la que una nave se ve obligada a aterrizar en un mundo inexplorado y su tripulación, nuestros héroes, en su intento por escapar acaban desequilibrando por completo el equilibrio geopolítico del planeta. Pero deberán tener cuidado porque, muchas veces, los actos tienen consecuencias inesperadas.

Con la modestia que le caracteriza, Tiberio dice que le está quedando estupenda. ¡No os la perdáis!